El mundo al revés

jueves, mayo 26, 2005

Publicidad engañosa

España no gana para sustos. Bueno, que digo sustos. España no gana para gilipolleces. Vivimos en un país donde hay quien se ofenden profundamente y con gran consternación para luego con un movimiento rápido de brazo meterte el hacha verticalmente en el cráneo. Veo en Escolar.net una entrada sobre una bonita publicidad acerca de los matrimonios de homosexuales. No tiene desperdicio el cartel y no lo vamos a comentar, Escolar enlazándolo se ahorra de igual modo los comentarios. En oneeyedman explican esta situación con todo el acierto del mundo. Cuanta indignación les causara esta misma publicidad a aquellos que se sentían tan dolidos por las fotos de los dos payasos de Carod y Maragal jugando con sus símbolos religiosos. Son siempre los mismos los que mas tolerancia y respeto exigen para sus creencias no respetuosas y no tolerantes con lo ajeno. Quizá sea el momento de animar a tu senador preferido, ya sea porque te guste su cara o por las camisas que usa, a promover una ley en contra de la religión. En el fondo es una medida preventiva con la salud de los católicos. Que tantas novedades, iniciativas y manifestaciones en sus vidas les puede producir estres post-traumático severo. PD: Anda que ya me jodería contraer matrimonio para que venga una pareja homosexual a travestirme el enlace. Anda no, si seguro que eso del travestismo es lo que ya hago yo con la puerta cerrada para que mis hijos no oigan nada mientras mi mujer me azota con un látigo. Pervertidos estos gays...

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home